Desarrollo del reconocimiento y la gratitud

Entrenar una mirada más apreciativa hacia lo que sí funciona, de lo que tengo y quiero.  Desarrollo del agradecimiento a uno mismo ayudándonos a poner el foco en esos aspectos positivos y hacia a los demás como un gesto de reconocimiento por su labor y aportación.  Se trata de decidir donde quiero poner mi atención generando un mayor vinculo, cohesión en los equipos y facilita un mayor compromiso.

Desarrollar los dos grandes antídotos de la falta de gratitud y reconocimiento que son la empatía y la humildad.

¿Qué me voy a llevar?

Desarrollo de una actitud hacia mí mismo y los demás más apreciativa y desde el agradecimiento y reconocimiento genuino. Realización de prácticas sencillas para integrarlas en el día a dia que faciliten la aceptación de uno mismo y la cohesión de los equipos.